Centro de Investigación Económica y Presupuestaria, A. C.

Recaudación Federal Participable y gasto federalizado. Implicaciones para la provisión de bienes y servicios públicos

[my_elementor_php_output]
URL corta: https://ciep.mx/Dw9V

El gasto federalizado decreció 2.4 % en promedio anual, en términos reales, entre 2015 y 2021, mientras que la Recaudación Federal Participable (RFP) aumentó 1.1 % en el mismo periodo. Lo anterior se explica por la contracción del gasto federalizado no vinculado a la RFP en 5 %. Esto incide en la provisión de bienes y servicios públicos relacionados con salud, educación, seguridad pública, inclusión de personas con discapacidad, sanidad, alumbrado público y movilidad.

1 Introducción

El 46% del gasto federalizado estuvo vinculado a la RFP entre 2015 y 2021; 35% estuvo relacionado directamente a través de cuatro fondos de participaciones, y 11% indirectamente mediante cuatro fondos de aportaciones (figura 1 y cuadro 1).

El 54% restante del gasto federalizado no estuvo vinculado a la RFP entre 2015 y 2021; 9% fueron participaciones, 29% aportaciones, y 16% fueron convenios, subsidios y gasto de protección en salud (figura 1 y cuadro 1).

El objetivo de esta investigación es analizar el vínculo entre la RFP y el gasto federalizado, y sus implicaciones para el bienestar de la población. Para lograrlo se examina la dinámica de ambas variables entre 2015 y 2021, así como su incidencia en la provisión de bienes y servicios públicos.

 

 

2 Recaudación Federal Participable entre 2015 y 2021

La RFP experimentó un incremento medio real de 2.3% durante 2015 y 2020, periodo en que los ingresos tributarios aumentaron 2.7% y los ingresos petroleros 2.4%.

El mayor incremento de la RFP durante el periodo de análisis, fue de 4% en términos reales y se registró entre 2017 y 2018 (figura 2), el cual se debió al aumento de los ingresos tributarios en 1.6% y de los petroleros en 22.3%.

La RFP disminuiría 4.5% en términos reales entre 2020 y 2021 (figura 2), lo que anticiparía una contracción en los ingresos tributarios y/o petroleros en dicho lapso.

3 Gasto federalizado entre 2015 y 2021

El gasto federalizado real se contrajo 1.1% en promedio anual entre 2015 y 2020, periodo en que las participaciones vinculadas a la RFP aumentaron 1.4% y las aportaciones 3.1%; sin embargo, las aportaciones no vinculadas a la RFP disminuyeron 1% y los convenios, subsidios y protección en salud bajaron 14.7%.

El gasto federalizado real solamente aumentó 1% entre 2017 y 2018; lapso en que las participaciones y aportaciones vinculadas a la RFP aumentaron 3.5% y 3.8%, respectivamente; mientras que las aportaciones restantes disminuyeron 1.4% y los convenios, subsidios y protección en salud decrecieron 4.3%.

El gasto federalizado real disminuiría 8.9% entre 2020 y 2021 (figura 2)1. Lo que se explica por el descenso del componente vinculado a la RFP y del no vinculado. Las participaciones y las aportaciones vinculadas a la RFP decrecerían 4.4% y 4.5%, respectivamente; mientras que las participaciones no vinculadas a la RFP caerían 12% y los convenios y subsidios 50.5%.

4 Gasto federalizado por entidad federativa, 2020-2021

El gasto federalizado por habitante disminuiría en términos reales entre 2020 y 2021; la reducción media por estado sería de 7.3%; lo que se debe a la contracción promedio de las participaciones, las aportaciones y los convenios y subsidios en 9.2%, 3.2% y 17.5%, respectivamente.

4.1 Mayores reducciones

Ciudad de México sufriría la mayor disminución de gasto federalizado per cápita en 2021, 17.7%; le seguirían Guanajuato con 10.2% y Tabasco con 9.6%. Lo que se explica principalmente por la contracción de convenios, subsidios y gasto protección en salud en 87%, 41.5% y 23%, respectivamente (figura 3).

4.2 Menores reducciones

El estado con menor disminución de gasto federalizado per cápita sería Tamaulipas con 2.8%; seguido de Zacatecas y Aguascalientes con reducciones de 3.4% y 4.5%, respectivamente (figura 3). En estos estados las aportaciones compensarían parcialmente la caída de participaciones, convenios y subsidios; pues sus aportaciones reales per cápita aumentaron en 4.5%, 4.5% y 0.2%, respectivamente.

5 Implicaciones de política pública

La contracción del gasto federalizado impacta en diversas áreas del desarrollo humano. La reducción de aportaciones vinculadas a la RFP implica menos recursos para asistencia social, fortalecimiento de gobiernos subnacionales e infraestructura urbana y educativa, lo que disminuye la oferta de drenaje, alcantarillado, fosas sépticas, centros de salud, escuelas, vialidades, entre otras (Cámara de Diputados 2018; ASF 2018c, 2018b).

El descenso de las aportaciones no vinculadas a la RFP incide en la provisión de capital físico y humano para educación, salud y seguridad, pues se destinan a remuneraciones para personal en dichos rubros y a aplicación de tecnología en seguridad, entre otras. (Cámara de Diputados 2018; ASF 2018d, 2019b).

La contracción de recursos para convenios y subsidios afecta la oferta infraestructura urbana. Este presupuesto se destina a obras públicas como pavimentación, zonas recreativas, instalaciones para personas con discapacidad y alumbrado, entre otros fines (SHCP 2020b).

La reducción de las participaciones, vinculadas o no a la RFP, afecta el funcionamiento de instituciones subnacionales, pues implica menos recursos de libre disposición para las entidades federativas, los cuales son utilizados en el funcionamiento de escuelas, hospitales, universidades y dependencias, entre otras (ASF 2018a, 2019a).

Futuras investigaciones podrían abordar la importancia de que los distintos niveles de gobierno recauden más recursos, sin que esto implique aumentar impuestos. Una alternativa sería combatir la evasión fiscal, la economía informal representó 23% la economía total en 2019 (INEGI 2020). Otra alternativa sería promover la recaudación local en México, la cual fue 0.7% del PIB en 2018, 4.1 puntos porcentuales menor al promedio de América Latina y el Caribe (OCDE, 2020).

 


  1. Según (SHCP 2020a), el gasto federalizado real disminuiría 5.5% entre 2020 y 2021; pero si dicha variación se calcula con el deflactor del CIEP el resultado es 8.9%; con el INPC del INEGI (2021) es 9.1%.↩︎

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on google
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp

Recientes

Videos

Implicaciones del Paquete Económico 2022
Implicaciones del Paquete Económico 2022
Las finanzas locales, clave para la recuperación post-pandemia
Las finanzas locales, clave para la recuperación post-pandemia
Beneficios Fiscales en América Latina ¿Privilegios o estímulos a la economía?
Beneficios Fiscales en América Latina ¿Privilegios o estímulos a la economía?
Ingresos públicos en México: Hacia un nuevo sistema fiscal
Ingresos públicos en México: Hacia un nuevo sistema fiscal
Presentación | La vacuna contra la desigualdad
Presentación | La vacuna contra la desigualdad
Las finanzas públicas de Pemex
Las finanzas públicas de Pemex
Anuncio de ganadores #ExplorandoDatos 2021
Anuncio de ganadores #ExplorandoDatos 2021
Explorando Datos 2021
Explorando Datos 2021
Deuda pública, efectos generacionales y proyecciones a largo plazo
Deuda pública, efectos generacionales y proyecciones a largo plazo
Transición energética en México. Retos y oportunidades
Transición energética en México. Retos y oportunidades

Podcasts

Newsletter

Recibe a tu correo electrónico novedadese información del CIEP.

¡Suscríbete al CIEP!

CONTACTO

Centro de Investigación Económica y Presupuestaria. Puebla 151 Letra O, Col. Roma Norte, Del. Cuauhtémoc, CDMX, C.P. 06700 info@ciep.mx / (55) 53.40.86.88
Contacto de prensa: Mariana Villalba
marianavillalba@ciep.mx

El Centro de Investigación Económica y Presupuestaria es un organismo de la sociedad civil, sin fines de lucro ni agenda partidista, que provee información y análisis accesibles, relevantes y técnicamente sólidos para mejorar y democratizar las discusiones y la toma de decisiones en economía y finanzas públicas, con el propósito de darle sostenibilidad al sistema fiscal en beneficio de las generaciones presentes y futuras. Por lo tanto, no provee de propuestas específicas que modifiquen las leyes ni la política pública.