Dinero en Imagen – 02 de Marzo, 2015

El gobierno federal dejó de recibir 10 mil 800 millones de pesos por concepto de ingresos petroleros entre enero y febrero de este año.

Lo anterior debido a que al cierre del primer bimestre del año, el precio promedio de la mezcla mexicana de exportación se ubicó en 43.51 dólares el barril, 11.49 dólares inferior a los 55 dólares que previó la Secretaría de Hacienda para realizar el recorte presupuestal por 124.3 mil millones de pesos anunciado el  30 de enero.

Héctor Villarreal, director general del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP), sostuvo que el comportamiento entre marzo y junio del precio de la mezcla mexicana será decisivo para la decisión que vaya a tomar el gobierno, y que si ésta no repunta de la manera en que se espera, vendrá un nuevo recorte.

“Me atrevo a afirmar que la mezcla mexicana no sobrepasará los 60 dólares este año, y si antes de las elecciones el precio no levanta de modo que supere los 50 dólares y marque tendencia de acercarse al costo proyectado por Hacienda, me temo que veremos un nuevo recorte”, afirmó Villarreal.

César Castro, consultor máster del Grupo Darsi, afirmó que es posible que el precio del crudo aumente en los próximos meses, ya que el precio de la mezcla creció entre enero y febrero, y que dicha tendencia continuará.

De acurdo a las proyecciones de la Agencia Internacional de Energía el precio de referencia WTI superará los 50 dólares en abril y cerrará el año en 66.5 dólares, y que en 2016 superará los 70 dólares promedio.

“Considero que de cumplirse la tendencia del alza del precio del crudo, la probabilidad de un nuevo recorte se irá diluyendo en la medida en que pasen los meses”, manifestó el consultor.

VER NOTA